Archive for febrero, 2018


Anuncios
  • Resultado de imagen de dibujos sableUn campesino que no tenía con qué alimentar a su familia recordó la costumbre que promete una fuerte recompensa al que sea capaz de desafiar y vencer al maestro de una escuela de sable. Aunque no había tocado un arma en su vida, el campesino desafió al maestro más famoso de la región.
El día fijado, ante numeroso público, los dos hombres se enfrentaron. El campesino, sin mostrarse nada impresionado por la reputación de su adversario, lo esperó a pie firme, mientras que el maestro de sable, estaba un poco turbado por tal determinación.
  • — ¿Quién será este hombre?, pensaba. Jamás ningún villano hubiera tenido el valor de desafiarme. ¿No será una trampa de mis enemigos?
El campesino, acuciado por el hambre, se adelantó resueltamente hacia su rival.
  • El maestro dudó, desconcertado por la total ausencia de técnica de su adversario.
Finalmente, retrocedió movido por el miedo. Antes incluso del primer asalto, el maestro sintió que sería vencido. Bajó su sable y dijo:
  • — Usted es el vencedor. Por primera vez en mi vida he sido abatido. Entre todas las escuelas de sable, la mía es la más renombrada. Es conocida con el nombre de “La que con un solo gesto da diez mil golpes”. ¿Puedo preguntarle, respetuosamente, el nombre de su escuela?
— La escuela del hambre –respondió el campesino.
  • Resultado de imagen de examenEn una ocasión, un profesor entró al aula y le dijo a sus alumnos, que se preparasen para una evaluación sorpresa. Todos se pusieron nerviosos, asustados por el examen que vendría, mientras el profesor iba entregando la hoja del examen con la parte frontal para abajo, de modo que no vieran lo que contenía hasta que él explicara en qué consistía la prueba.
Una vez que entregó todas las hojas, les pidió que dieran vuelta la hoja y vieran el contenido. Para sorpresa de todos, era una hoja en blanco que tenía, en el centro, un punto negro.
  • Viendo la cara de sorpresa de todos sus alumnos, el profesor les dijo: – Ahora van a escribir una redacción sobre lo que están viendo.
Todos los jóvenes, confundidos, se pusieron a pensar y a escribir sobre lo que veían. Terminado el tiempo, el maestro recogió las hojas, las colocó sobre el escritorio y comenzó a leer las redacciones en voz alta.
  • Todas, sin excepción, se referían al punto negro de diferentes maneras.
Terminada la lectura, el profesor les dijo: – Este examen no es para darles una nota, les servirá como lección de vida. Nadie habló de la hoja en blanco, todos centraron su atención en el punto negro. Esto mismo pasa en nuestra vida, en ella tenemos una hoja en blanco entera, llena de cosas bellas para ver, aprovechar y disfrutar, pero, lamentablemente, nos centramos en los puntos negros que vamos encontrando.

Disfrutemos de tantas cosas bellas que tenemos en nuestra vida

y no apreciamos ni valoramos.

Pasados unos meses, el instructor le comunicó que uno de los halcones estaba perfectamente educado, había aprendido a volar ya a cazar,  pero que no sabía qué le sucedía al otro halcón: no se había movido de una rama desde el día de su llegada a palacio, e incluso había que llevarle el alimento hasta allí.

El rey mandó llamar a curanderos y sanadores de todo tipo, pero nadie consiguió hacer volar al ave. Encargó entonces la misión a varios miembros de la corte, pero a pesar de los intentos nada cambió; por la ventana de sus habitaciones el monarca veía que el pájaro continuaba inmóvil. Publicó por fin un llamamiento entre sus súbditos solicitando ayuda, y  entonces, a la mañana siguiente vio al halcón volar ágilmente por los jardines.

-Traed  al autor de este milagro -dijo a su séquito. Al poco rato le presentaron a un campesino.

-¿Tú hiciste volar al halcón? ¿Cómo lo lograste? ¿Eres mago, acaso?

Entre feliz e intimidado, el hombrecito explicó:

No fue difícil, Su Alteza: sólo corté la rama. El pájaro se dio cuenta de que tenía alas y se lanzó a volar.

Resultado de imagen de textos motivadores